A veces a Rima le gustaba acampar.

A veces yo llegaba a casa de Rima y la encontraba dentro de sí misma, bien metida entre sus costillas, donde fácil y sin esfuerzos se instalaba luego, allí se hacía una acampada. Se acurrucaba entre las costillas 'verdaderas' y se quitaba los zapatos, pero se dejaba los calcetines, que para no resbalarse, me decía después. En su pequeño refugio se llevaba solo lo indispensable, libros, cuadernos, mantas, lápices (de colores también), botes de pintura o acuarelas y algunas veces también gises.

Yo me esperaba un buen rato, dejándola ser. Me ponía a ojear los libros que no se había llevado consigo o a complementar los garabatos que estos tenían en las orillas. A veces hasta me daba tiempo de verme una película o echarme una siestita. Pero cuando ya no aguantaba más, hacía un par de sándwiches de jalea con crema de maní y me los escondía en los bolsillos. Luego iba a por alguno de sus libros favoritos que hubiera dejado fuera, escogía mi mejor voz y me ponía a leer frente a ella, o más bien para ella. Al cabo de un rato Rima salía.

Ella salía de ahí con todo su bulto de cosas y un montón de dibujos aplastados bajo su brazo, aunque era cierto que salía más pintarrajeada ella que sus dibujos. Dejaba todas sus cosas en el piso y se sentaba junto a mí. Entonces yo sacaba los sándwiches de su escondite y le extendía uno, yo me quedaba el otro. Le sonreía y comíamos felices, por que nos gustaban los sándwiches de jalea con crema de maní y porque nos daba bien eso de ser felices.

Claro que, después de un momento ella me miraba con cara de culpa y decía algo como:
― Tal vez, ya sabes, la próxima vez puedas venir tú también.

Yo solo sonreía más, porque aunque lo decía de todo corazón, bien sabíamos que ahí no cabíamos los dos. Solo cabían la diminuta Rima… y sus bien gastados libros, claro.

2 comentarios:

Misguided'Lady dijo...

So, ¿Alguna vez podre ver uno de esos garabatos al borde de uno de esos desgastados libros? Supongo YO, que si a Rima le gusta acampar, ¿Por qué no te vas a pescar? Tal vez, solo tal vez, algun pescado no se percate de la carnada y tengas algo nuevo que comer...

En fin, fascinante.

Una 'Dama''~

ϟ Ana Arcia' dijo...

Hahahaha.
Solo dilo, maldita sea.
Lady Aidis, quiero conocerte.
Ya te conozco pero, quiero decir, en persona, qué cosas locas no podríamos crear.
cosas grandes, brillantes, divertidas, que nos harían sentir satisfechas.
Podríamos ser Rima. Sí, adorables Rima's.